Se aprobó por unanimidad en el Concejo Deliberante de Viedma la Ordenanza que instruye al Poder Ejecutivo municipal que a los Deudores de Cuotas Alimentarias no se les otorgue ni renueve habilitaciones, concesiones, libre deudas, licencias o permisos mientras no regularice su situación.
“El Estado tiene la responsabilidad indelegable de acompañar y proteger a niñas/niños y adolescentes”, señaló luego de la aprobación la edil Zulma Romero.
Agrega la representante del Frente de Todos que “el incumplimiento de la Cuota Alimentaria es también violencia de Género”
- Publicidad -