La crisis sanitaria que provocó la Pandemia dejó expuesto el esfuerzo que realiza el sector de salud, el que por otra parte no conforma el grupo de excepciones a la ley que da cuerpo al Sistema Integrado de Jubilaciones y Pensiones de nuestro país.

En este caso la justa pretensión es el reconocimiento especial de jubilación anticipada que implicaría computar desde marzo del año 2019 y hasta tanto continúe la pandemia, el reconocimiento doble de los aportes previsionales para todos los trabajadores y trabajadoras de la salud denominado dos por uno. Así como bregar por la reducción de la edad jubilatoria, similar a otros sectores que por su sacrificada labor, al día de la fecha cuentan con un régimen jubilatorio más benévolo.

En materia de Personal de Salud, antes de la pandemia, el Gobernador Alberto Weretilneck reclamó al Anses la baja de edad jubilatoria para todos a partir de los 52 y 57 años respectivamente. Y hoy en la actualidad, la Gobernadora Arabela Carreras continúa el camino de gestión para el reconocimiento justo de las y los trabajadores de la salud de nuestra provincia, y trasladable a todo el personal que en el país padecen la misma situación.

Es en ese sentido que el bloque de legisladores de JSRN ha presentado dos iniciativas, por un lado eleva un pedido al “Poder Ejecutivo Nacional y a la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES)” y en un segundo proyecto solicita “a los representantes de la provincia de Río Negro en el Congreso de la Nación”, para que se promueva el tratamiento parlamentario, debate y posterior sanción de un proyecto de ley que disponga poner en marcha un sistema de reconocimiento doble de aportes previsionales para las trabajadoras y trabajadores de la salud desde marzo del año 2019 y hasta tanto se extingan los efectos de la pandemia COVID 19. Y además se reduzca la edad mínima jubilatoria, a fin de equiparar con otros sectores que cuentan con beneficios excepcionales al marco general de la ley nº 24.241.

- Publicidad -