El Gobierno de Viedma recordó la plena vigencia de la ordenanza que establece los criterios para la correcta disposición de los residuos.
La norma determina, entre varios conceptos, la obligatoriedad para los frentistas de colocar en sus domicilios el canasto metálico, a fin de garantizar la higiénica recolección.
“Es fundamental el compromiso de las vecinas y vecinos en la colocación del cesto domiciliario, para asegurar que los residuos no lleguen al río por roturas de las bolsas”, dijo al respecto el secretario de Servicios, Espacio Público y Ambiente Gastón Gutiérrez.
Se trata de la ordenanza 8527 y su decreto reglamentario 623/21, que incluye las metodologías a aplicar en la correcta disposición y tratamiento de los residuos domiciliarios, y de los grandes generadores.
Gutiérrez recordó además otro de los componentes del sistema, por el cual se incluyen las estaciones de reciclaje. “Son un eslabón fundamental en la cadena de recupero de residuos, que no solo genera un beneficio para el ambiente, sino que además colabora con quienes mantienen limpia la ciudad y trabajan en la economía circular”, agregó el secretario, invitando a la comunidad a hace uso de estos espacios de manera adecuada.
Por otro lado, expresó que “para aumentar el volumen de residuos reciclables que ingresan a la Planta de Separación y garantizar la extensión de la vida útil del relleno sanitario, es necesario que los generadores especiales como comercios, instituciones, locales gastronómicos, industrias y organismos públicos, que generan importantes volúmenes de residuos potencialmente reciclables como cartón, plástico y aluminio, comiencen a separar los residuos tal como lo establece ordenanza”.
Gutiérrez explicó que estos generadores deberán inscribirse en el registro de la secretaría de Servicios, Espacio Público y Ambiente, y presentar el Plan de Gestión de Residuos donde se definan las corrientes de residuos generadas en los establecimientos, su disposición dentro del mismo, y la entidad o persona que los retira para su posterior reciclaje.
“Necesitamos que cada comercio o institución cuente con su cesto o contenedor correspondiente para los residuos que no se reciclan y son retirados por la contratista COTRAVILI en la franja horaria establecida para cada sector de la ciudad”, finalizó Gutiérrez.

 

- Publicidad -