(Por Adriana Epulef.Secretaria General  de ATUNRN) No fue un Golpe. Fue una Operación militar, empresarial y civil perfectamente delineada y preparada.
Fue la puesta en escena de un Plan sistemático para desaparecer personas e imponer una matríz económica que cambiara la configuración social.
El 24 de marzo de 1976 es la cerrazon de la noche más oscura en la historia de nuestro país.
En 1974 los trabajadores habíamos alcanzado el 48 por ciento de la renta.
Nunca después se logró.
Es más, el 69 por ciento de los detenidos desaparecidos fueron trabajadoras/es.
Compañeras y compañeros de base; estudiantes hijas e hijos de obreros e intelectuales, músicos, profesionales y empresarios convencidos de un modelo de país socialmente justo, políticamente libre y economicamente soberano sufrieron torturas, muerte, exilio.
No pudo haber privatizaciones y desguace del Estado nacional; hiperinflaciones; desocupación insultante y miseria sin esa noche aciaga del otoño de hace 46 años.
30 mil compañeras y compañeros desaparecidos; los mártires de Malvinas; los desclasados y olvidados nos imponen el más estricto acto de memoria y compromiso.
Es indispensable asumirlo.
Más nos vale…
Más nos vale o las generaciones futuras tendrán por qué demandarnos

- Publicidad -