Cacos se llevaron el Custodio del Sagrario de la Catedral de Viedma.

El hecho fue denunciado en redes por el Padre Luis Garcia.

“No todo lo que luce es oro”, señaló el presbitero en clara alusión al escaso valor económico del Custodio.

- Publicidad -