El gobierno de Viedma informó que con la regularización del último tramo del denominado Loteo Apel, la totalidad de los beneficiarios de terrenos están en condiciones de presentar planos e iniciar la construcción de viviendas.
En una primera etapa, se había alcanzado el beneficio para 441 de los 555 poseedores de lotes.
Ahora, con la aprobación de la mensura del sector que faltaba los 109 propietarios restantes podrán regularizar su situación dominial y edificar en sus parcelas.
Se trata de la finalización de un proceso complejo que demandó años, y ante los reclamos de los beneficiarios, la Municipalidad había habilitado en octubre del año pasado la posibilidad de presentar los planos de obras a ejecutar, pero ceñirlos a la resolución que les otorga el permiso para gestionar la titularidad de los lotes.
“El objetivo era ganar tiempo, para que con esta resolución, se inicien las obras en el corto plazo, de modo de no acrecentar más la angustia de los beneficiarios, que debieron esperar durante años la posibilidad de hacer uso del terreno por el cual pagaron”, explicó el arquitecto Gastón Renda, a cargo de la Secretaria de Desarrollo Territorial, Hábitat y Obras Públicas.
Renda destacó además que “esto nos permitirá mantener activa la mano de obra, con nuevas fuentes de trabajo”.

- Publicidad -