(estoquepasa web) El club Banco Nación es una entidad centenaria en Vicente López, y en las próximas horas podría cerrar sus puertas a causa de una decisión judicial que lo intima a pagar 16 millones de pesos antes del jueves 11 de febrero, por una intimación bajo apercibimiento de quiebra.
La situación para muchos es una jugada del intendente Macri para realizar un gran negocio inmobiliario con las tierras de la entidad y muchos han manifestado su solidaridad con la entidad, incluso organizaciones como Barrios de Pie de Patagones.
La institución hace 111 años que se encuentra en el distrito y que brinda un espacio de contención y práctica de deportes a la comunidad vicentelopense y de zonas aledañas, como también a los empleados del Banco Nación, y por una decisión de la sala B de la Cámara Comercial del Juzgado del Fuero N°26 podría tener que cesar con su actividad.
El fallo ordena abonar la suma en concepto de honorarios a un abogado, en el marco de un proceso judicial por la posesión de las tierras que tiene el club.
“La idea es presentar una garantía ante el juzgado interviniente en lo comercial, ya que no está del todo resuelto y el club no posee ese dinero. Pasamos un año agónico por la escases de recursos económicos y la falta de actividades que estuvieron paradas casi todo el 2020. Es irrisorio que a una entidad civil sin fines de lucro la midan con la misma vara que a cualquier otra empresa u organización. Es inexplicable, en el contexto mundial que estamos viviendo, sin tener la sensibilidad de entender que cumplimos un rol social en la comunidad y que también acompañamos prestando instalaciones para dar vacunas contra el Covid. Creo que es la muestra más exponencial del poder del dinero y la justicia”, expresó el presidente del club, Rodrigo Graña.
En cuanto a la medida judicial, explicó que se interpuso una apelación in extremis para revocar la decisión de la Cámara, pero que el plazo por la intimación del pago sigue corriendo y vence el jueves 11. “La vemos muy difícil, todo esto fue por los honorarios de un abogado que nos reclama $16 millones de un juicio en una Cámara Civil con una intensión clara de destituir a la comisión directiva y cerrar un negocio inmobiliario”, sostuvo, en relación a la denuncia que lleva adelante la dirigencia por una presunta “venta o estafa irrisoria” de la comisión directiva anterior de una parte del terreno del club de 5800 metros cuadrados.
“La vendieron en la módica suma de dos millones de dólares, de los cuales sólo se dieron 30 mil para levantar pedidos de embargos y deudas parciales, y el resto del dinero estaba sujeto a una supuesta construcción de un hotel. Una vez terminada su obra se saldaría el precio de esa módica suma, sin realizar ningún tipo de garantía, sin fijar plazos para el pago y la obra y sin tener presente ningún tipo de factor contradictorio a la construcción a favor del club. El hotel finalmente no se construyó, motivo por el cual ese contrato quedó nulo”, señaló Graña.
Actualmente, el club se encuentra en concurso preventivo y estaba tramitando un beneficio de litigar sin gastos dentro del fuero civil, proceso que no estaba terminado. Ante la negativa de la jueza de primera instancia de que se debieran pagar los $16 millones, la empresa que reclama la suma apeló a la segunda instancia judicial.
“La Cámara, sin detenimiento en el tema y sin haber chequeado el beneficio en el fuero civil autorizó la liquidación de honorarios por tal monto”, contó el titular de la institución y se lamentó porque “es muy difícil que den vuelta una decisión ya tomada de antemano”.

- Publicidad -