El Juzgado de Familia N° 7 -ante una situación puntual ocurrida en la ciudad de Viedma-, recuerda a los medios de comunicación la relevancia y necesidad de cumplir con las normativas de protección de los niños, niñas y adolescentes, en relación a la no publicación de sus identidades cuando son víctimas de delitos, se encuentran en situaciones de vulnerabilidad o cuando la difusión en determinados contextos pueda estigmatizarlos.
La protección no solo implica no dar a conocer los nombres, sino que se extiende a la no publicación de las circunstancias que puedan derivar, finalmente, en la identificación de los niños, niñas y adolescentes víctimas. Se recuerda que la identificación de los padres es, en la práctica, la identificación de los niños.
Concretamente, en este caso un padre realiza un reclamo público en el marco de un expediente reservado y expone a un niño que, por la situación, se encuentra en estado de vulnerabilidad.
Los derechos de los niños y niñas son propios y no están sujetos a las decisiones de ninguno de los progenitores.
Esta reserva de identidad de los niños y niñas no implica un menoscabo a la libertad de prensa, derecho garantizado constitucionalmente, ni la imposibilidad de realizar críticas hacia la actuación de los funcionarios y funcionarias públicas. Solo recuerda que esa cobertura debe hacerse sin precisar ningún indicio que pueda llevar a la identificación de los niños y niñas.
Aún cuando la motivación de esta comunicación está dada por un caso puntual solicitado por la jueza, tiene valor para todas las circunstancias de vulnerabilidad de los niños, niñas y adolescentes.
A modo indicativo, en este link pueden revisarse las denominadas “Reglas de Heredia”.
Al referirse al balance entre “transparencia y privacidad”, se refiere, en su regla quinta, a la cuestión de los niños, niñas y adolescentes.
http://www.jusrionegro.gov.ar/inicio/normas/reglasheredia.php

- Publicidad -