“Hace años que los argentinos venimos siendo víctimas de un plan sistemático con el fin de erigir la Nación Mapuche, mediante numerosos hechos de violencia se han apropiado de tierras en la zona cordillerana de Río Negro y Chubut”, dice Nicolás Suárez Colman, abogado, especialista en Derecho Administrativo y reconocido militante PRO EN Río Negro.
Agrega que “esas tierras no sólo son de privados, sino que también hay tierras que son de libre uso por parte de todos los argentinos”.
Sin censura, Suárez Colman puede afirmar que “apoyados y financiados por funcionarios del INAI y organizaciones intermedias, el plan de liberar la “Nación Mapuche de la Dominación Argentina” avanza a paso firme violando la constitución, las leyes de la nación y los derechos de todos los ciudadanos”.
“La sociedad ilícita que funcionarios nacionales han desarrollado con estos grupos nos obliga a actuar, es por ello que denuncié los hechos ante la Fiscalía Federal de Bariloche”, asegura el abogado.
Desde su óptica indica que “ya no se trata de la mera inacción del Estado Nacional, sino de la complicidad de algunos funcionarios con estos grupos delictivos”.
“No sólo la justicia es quién debe poner un freno, sino que desde la política tenemos la obligación moral de cuidar la propiedad privada de los argentinos y garantizar el libre acceso a las tierras de uso público de todos. La nación requiere para su progreso del respeto a la ley, es allí donde el Estado tiene el deber irrenunciable de ser centinela de los derechos del hombre”, concluye Suárez Colman.

- Publicidad -