El acceso a la tierra y el hábitat marcan la agenda del Concejo Deliberante de Viedma. Los cuatros proyectos referidos a la temática evidencian la situación social que se vive en el país y las soluciones que ofrece el Ejecutivo Municipal para subsanarla. “Si reconocemos la situación social y equilibramos la demanda con la intervención del Estado, logramos que el acceso sea más equitativo”. Así se refirió al respecto la presidenta del cuerpo deliberativo, Maricel Cévoli (JSRN).
En este sentido, la edil manifestó que “es muy digno que un Gobierno Municipal trabaje en virtud de poder cumplir con un derecho como es el del acceso a la tierra en los términos que corresponde hacerlo y por los medios que estén al alcance. La declaración de emergencia es vinculante con una realidad social y económica que vive la Argentina”.
Cévoli, quien también es licenciada en psicología, explicó que “la demanda también es emocional: la gente manifiesta mucha angustia por la dificultad de acceder a la tierra y el costo de alquileres y terrenos. Por eso, alcanzar una equidad en la adquisición de un lote abre un nuevo horizonte”.
“Hay muchos y muchas jóvenes que tienen la prioridad de tener su espacio y construir su casa, pero con los desarrolladores inmobiliarios, el costo de los terrenos y el valor de los alquileres se les vuelve muy lejano. Sin embargo, esta posibilidad los acerca al deseo de poder tener su espacio, habitarlo y llevar adelante allí su vida, teniendo una perspectiva diferente”, finalizó la concejala del oficialismo.
Los cuatro proyectos de ordenanza que componen el paquete emitido por la Municipalidad de Viedma son: la Emergencia Social en Hábitat, el Banco de Tierras, la Utilidad Pública y creación del Distrito Vecinal Sur, y los Instrumentos de Gestión del Suelo Municipal.

- Publicidad -