Uno de los hijos de la actual funcionaria del gobierno nacional, Magdalena Odarda, posteó en redes sociales que la dirigente fue hace hisopada y se aguardan resultados.
EN ESTOS MOMENTOS LE ESTÁN HACIENDO ANÁLISIS DE COVID-19 A MI MAMÁ.

“Desde hoy estamos esperando que la vayan a buscar a su departamento para hacerse el hisopado. Al parecer estuvo en contacto estrecho con personas que hace poco dieron positivo”, señala.

Agrega que “Ella está bien. Aunque la situación es horrible. Nos toca afrontar todo esto a la distancia, por videollada. Ella siempre dice que está todo bien para no preocuparnos… Recién la llamé y estaba en la parte de atrás de una ambulancia yendo al sanatorio” publicó anoche el hijo Montecino Odarda.

“Desde que empezó la cuarentena sus familiares quedamos lejos de ella. Cuando empezó el aislamiento obligatorio y se cerraron todas las rutas, Magda estaba en Buenos Aires. Y se quedó allá trabajando. Al estar en la dirección del INAI su actividad desde el inicio se consideró esencial y no pudo mantenerse en aislamiento como la gran mayoría de nosotros.

Hasta ahora no tenía una persona cercana atravesando este momento. De alguna forma nos tranquiliza saber que está bien cuidada, que tiene atención médica adecuada y por sobre todas las cosas, saber que no es una persona de riesgo. Sea por su edad, porque nunca tuvo problemas respiratorios ni cardíacos, porque no fuma, ni toma, ni nada… Pero el cagaso está igual, que querés que te diga. Que ganas de estar al lado tuyo vieja…

Me puse a pensar en la frase que dice siempre el Presidete Alberto Fernandez, es algo así como: “El virus no nos busca a nosotros, nosotros buscamos al virus… quédense en sus casas.”. Y claro, si te ponés a pensar… Magda con sus características más destacadas (perseverancia y culo inquieto), nunca aflojó, “nunca dejó de buscar el virus”. Para ella el COVID era una excelente oportunidad para hacer efectivos los derechos de muchas comunidades indígenas de nuestro país.

Imaginate esto, ella asume en el Inai Arg(Instituto Nacional de Asuntos Indígenas) en diciembre del año pasado. Nunca hasta este momento había formado parte del Poder Ejecutivo Nacional. Un tremendo reconocimiento al laburo de tantos años… Bueno, enero fue de adaptación al lugar y a las nuevas funciones… Pasado un tiempito de febrero nomás… ¡Pandemia!. Cualquiera que conozca a Magda sabe que decirle “estamos en cuarentena, no vayas a trabajar” es algo que no conduce a nada. Menos en este gran momento. Bueno, entrar a google y poner “@Magdalena Odarda” te da un pantallazo de todo lo hecho desde el INAI en estos meses de pandemia.

Aun respetando los protocolos de sanidad, Buenos Aires es epicentro de la pandemia. No hay vuelta que darle. Sin embargo ella andaba de acá para allá, de ministerio en ministerio logrando firmas de convenios que le garanticen derechos a las comunidades. Después, junto al Ministerio de Seguridad de la Nación tuvo que ir a Bariloche (una de las ciudades con más casos de #COVID de Río Negro) a desactivar un problema entre una comunidad indígena y un terrateniente que contrata matones para quedarse con sus tierras. Y así siguió… Hasta el viaje de esta semana al Chaco (una de las provincias con más contagios del país) en donde llevaron camiones de suministros que destrabó el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación. También intervino en el caso de abuso de autoridad policial contra miembros de comunidades Qom, que fue noticia nacional hace pocos días…

En fin, el contagio de Magda -si llegara a darle positivo- es algo que se podía prever. Igual no está bueno. Es rara la sensación. En un punto estoy triste, tengo miedo y bastante bronca porque ella tenga que estar sola en este momento. Aunque por otro lado entiendo que va a estar bien, a lo sumo serán unos días de atención médica y listo. Entiendo que se esperaban incrementos en la curva de contagios y también entiendo que si se contagió es por hacer lo que le gusta”, estimó

- Publicidad -