Una verdadera estafa.
Tal vez, la más grande en la historia de Patagones y Viedma, las casas y departamentos construidos en el plan PROCREAR de Patagones son un caso inédito y difícil de comprender.
Celina, vecina damnificada, dialogó con EL TENDAL por FM Signos y puso en valor humano lo que se vive en ese barrio que aparenta ser de primera y es una cáscara de nuez en el oceáno.
“Llevó mucho tiempo que nos juntáramos, porque cada vecino tiene su propia realidad”, narró en el 90.9
Dijo que “fuimos a todos lados; a todos los lugares donde debíamos ir. Al municipio -donde siempre encontramos al intendente Zaraq dispuesto a acompañarnos-, a la OMIC y al Banco Hipotecario, una especie de Poncio Pilatos que se lava siempre las manos”
Contó de techos deteriorados, de vecinios que quisieron instalar una cortina y se encontraron con caños de gas; de paredes que filtran agua; de ventanas y puertas que se caen y algo insólito: “en mi casa, si llueve con viento de Este, tengo que sacar a mi hijo de su habitación”.
En una extensa y emotiva nota, Celina anunció la contratación conjunta de los vecinos a un buffete de abogados de reconocida capacidad para atender la problemática que a su vez ya adelantó la contratación de peritos para evaluar el desastre constructivo en esta verdadera estafa.
“Pasa un camión por la calle y tiembla todo”, dijo Celina y concluyó muy angustiada con que “esto no da para más”

- Publicidad -