Los trabajadores mercantiles e la capital rionegrina, afiliados a la Asociación Empleados de Comercio de Viedma, le solicitaron al intendente Pedro Pesatti “de modo urgente una comunicación clara y concreta del municipio que evite mayores controversias totalmente innecesarias en tiempos en los que todos queremos la paz social”.
La misiva, firmada por el titular del gremio, Gabriel Garnica, resalta la incongruencia entre la habilitación dada por Pesatti a los comercios de abrir de 9 a 19 horas desde el 1 de junio y el Decreto de la gobernadora Carreras que señala para Río Negro un máximo de cinco horas de atención en el rubro comercial.
“Entendemos que el horario de apertura dispuesto por el municipio no puede alterar la restricción sanitaria” de competencia provincial y “que la interpretación correcta” es que un empleado no puede ejercer la tarea por más de 5 horas.
La esquela fue presentada en la mañana de este martes en el despacho comunal

- Publicidad -