El dirigente gremial Roberto Vargas resaltó que ” el nuevo intendente de Viedma nos ha devuelto el orgullo de habitar en la capital histórica de la Patagonia con apenas 80 días de mandato”

“Con un equipo joven y con ideas modernas Pesatti le dió a Viedma un vuelco de calidad en la cosa pública, generando un evidente reverdecer de la dignidad viedmense, tan alicaída luego de años de letargo”, agregó.

Vargas indicó que ” hablan hoy los que durante 20 años permitieron que la ciudad duerma mientras toda la región despertaba y hablan otros que parece que extrañan a socios que los tuvieron como chicos de los mandados”

“El intendente no ha hecho otra cosa que recordarnos el mandato histórico que tiene Viedma en la norpatagonia, mientras ordena sus servicios, nos invita a ser limpios y cuidar nuestro río, y obliga a las estadísticas a reconocer mínimamente cuántos somos” señaló.

“Lo ocurrido en nuestras fiestas populares no fue un cartel. Es una muestra de lo que podemos y debemos hacer para celebrar el bendito lugar donde vivimos” dijo Vargas y concluyó: “algunos parece que vinieron a defender la Viedma anacrónica, chata y dormida que le ha permitido a los vivos chuparle la sangre a la ciudad que está mandada a ser un faro regional”.

- Publicidad -