La imagen de la Virgen de Luján que estuvo en Malvinas llegó a esta ciudad y fue recibida en las escalinatas de la Catedral viedmense por un nutrido grupo de vecinos, representantes de las fuerzas de seguridad y abanderados de instituciones educativas.

Jorge Torres, veterano de guerra local, fue el encargado de recibir la imagen y en un emotivo discurso recordó dos sucesos que simbolizaron la presencia salvadora de la Madre en plena guerra.

Torres contó el caso de dos soldados que salvaron milagrosamente la vida luego de ser bombardeada su posición y también detalló cuando se estaba ofreciendo una misa en un monte de las islas y de golpe apareció un Sea Harrier que atacó la posición.

“Los oficiales dieron la voz de mando de volver a los puestos de combate pero alguien dijo que no, que nos quedemos allí que estábamos protegidos por el Manto de la Vigen. De los 200 soldados que estábamos, a ninguno le pasó nada y eso fue porque la Virgen nos cuidó”, relató el veterano generando un cerrado aplauso no exento de lágrimas de emoción.

Las actividades continuarán durante todo el día y la imagen permanecerá en la comarca hasta el sábado a la tarde.

- IMPORTANTE -