Las mareas extraordinarias, combinadas con fuertes vientos del sudeste y lluvias también originaron inconvenientes en la banda norte de la desembocadura del río Negro.
En la villa 7 de Marzo, comúnmente llamada La Baliza, el fenómeno originó el anegamiento de la ruta de acceso y, para algunos casos, el virtual aislamiento de los pobladores.
La imagen de la zona de playas con un mar a bote esotra de las postales que dejan estos días con el meteoro en curso, aunque oficialmente desde Prefectura no se conocieron partes oficiales de prensa sobre algún inconveniente mayor.

- Publicidad -